Proyecciones Cartográficas

Autor de la imagen: Strebe.

Los mapas son representaciones geográficas de una porción terrestre o de la Tierra completa, sobre una superficie plana o esférica. Existen muchísimos tipos de mapas, útiles para necesidades diversas. Están diseñados para comunicar información específica por medio de recursos visuales como los colores, las formas, el tamaño, la textura, la orientación, etcétera. A diferencia de las fotografías aéreas o las imágenes satelitales, son representaciones no realistas de una porción o totalidad geográfica, la cual se suele dibujar a escala y agregarle una serie de coordenadas, los paralelos y los meridianos, para facilitar la búsqueda de puntos específicos como un continente, una ciudad o una isla.

Cabe recalcar que es técnicamente imposible representar la Tierra en una superficie plana sin que se produzcan distorsiones de algunas propiedades geométricas: las distancias,  las áreas, la escala, las formas y las direcciones. En realidad, la forma del planeta no es completamente esférica, sino que se encuentra más “abultada” en el ecuador y achatada en los polos, pero se considera la esfera como la forma más parecida a ella.

Es técnicamente imposible representar la Tierra en una superficie plana sin que se produzcan distorsiones de algunas propiedades geométricas.

La complicación de representar una forma como la de la Tierra en una superficie plana se resuelve hasta cierto punto con unas herramientas llamadas proyecciones cartográficas, que permiten transformar la forma esférica en un plano, incluyendo a los paralelos y los meridianos, de forma que exista una correspondencia entre todos los puntos de la superficie terrestre. Para hacer esto es completamente necesario un método matemático riguroso.


Dicho en palabras más simples, las proyecciones cartográficas son recursos valiosos para elaborar mapas, de forma que sus dimensiones, propiedades y posiciones de los lugares en la curva terrestres sean lo más parecidos a la realidad.

Tipos de proyecciones cartográficas

Los cartógrafos han ideado varios tipos de proyecciones según la necesidad o el propósito del mapa. Sin embargo, las 3 proyecciones básicas y más conocidas, según su construcción, son:

Proyección acimutal o cenital.
Los meridianos se representan mediante un sistema de líneas rectas concurrentes pero inclinadas entre sí en su verdadera diferencia de longitud. Por su parte, los paralelos están representados como círculos concéntricos con un centro común, justo en el punto en el que concurren los meridianos. Es una proyección radialmente simétrica, es decir, tiene simetría alrededor de un punto central.

Proyección cónica.
Los meridianos se presentan como líneas rectas concurrentes mientras que los paralelos como arcos de círculos concéntricos.

Proyección cilíndrica.
Los paralelos se muestran como líneas rectas paralelas en un ángulo recto a los meridianos. Los meridianos se representan por un sistema de líneas rectas paralelas equidistantes. Es como si la Tierra fuera plasmada en un tubo (cilíndrico) de cartón.

La proyección cilíndrica de Mercator tiene al ecuador como paralelo estándar, y las líneas de longitud y latitud (meridianos y paralelos) se encuentran en ángulo recto entre sí.

Tipos de proyecciones cartográficas

Proyección de Mollweide.

Otros tipos de proyecciones cartográficas son:

Pseudocónica.
Los paralelos se representan mediante arcos circulares concéntricos y los meridianos como curvas concurrentes. El meridiano central es una línea recta.

Pseudocilíndrica.
Tanto los paralelos como el meridiano central se muestran como líneas rectas. Los meridianos son curvas concurrentes.

Policónica.
Los paralelos se representan por arcos circulares no concéntricos, cuyos centros se sitúan en el meridiano central.

Ninguna proyección cartográfica es perfecta.

Ninguna proyección cartográfica es perfecta, pero sí reducen la distorsión de área, dirección, ubicación, distancia y forma al mínimo. El uso de cierto mapa con alguna proyección cartográfica depende de los requerimientos de una persona, ya que cada una tiene ventajas y desventajas. Por ejemplo, para enfocar áreas en bajas latitudes es mejor utilizar mapas que utilicen proyecciones cilíndricas, las cónicas son mejores para las regiones de latitudes medias y las acimutales para las zonas polares.