El Ciclo del Agua

Seguramente ya sabes que el agua cubre cerca del 97 por ciento de la totalidad del planeta, ¿cierto? Entonces quizá te es familiar el concepto del ciclo del agua, un proceso básico para la vida en la Tierra. Sin embargo, necesitas saber que el ciclo del agua es más complejo de lo que crees, y se han identificado hasta 15 componentes o elementos para su proceder.
El agua nunca está quieta. Hablamos no sólo de corrientes o de mareas, sino también de cambios en su estado físico: gaseoso, líquido y sólido. El ciclo hidrológico, como también se le denomina, es aquel proceso en el cual el agua se desplaza en, sobre y debajo de la superficie de la Tierra, una y otra vez. A pesar de que suena sencillo, constituye la base de la existencia de los seres vivos en tanto éstos la usan para beber y por lo tanto sobrevivir.

El ciclo hidrológico es aquel proceso en el cual el agua se desplaza en, sobre y debajo de la superficie de la Tierra, una y otra vez.

Proceso del ciclo del agua

No podríamos decir cuándo y dónde comienza el ciclo hidrológico, porque nunca se ha detenido. No obstante, se puede tomar a los océanos como punto de partida para comprender el proceso.
Aunque normalmente se conoce un número menor, las etapas o componentes del ciclo del agua son cerca de 15:

1.-Agua almacenada en los océanos. La mayor cantidad de agua del mundo está contenida en los océanos y un porcentaje pequeño tiene cabida en los glaciares y los cuerpos de agua más pequeños: ríos, lagos, lagunas, etc. Los océanos son, pues, una especie de almacén de una gran cantidad de líquido vital y suministran casi el 90 % del agua evaporada que forma parte del ciclo del agua.

2.-Evaporación. Es un proceso que convierte el agua líquida en gas o vapor por efecto, principalmente, de la radiación solar. Esta energía del sol es imprescindible para que el agua se evapore, lo que sucede cuando se encuentra a 100° centígrados, en su punto de ebullición.

En esta etapa confluye la transpiración de las plantas, por lo que en conjunto, al proceso se le suele denominar evapotranspiración. Los océanos, mares, ríos y lagos suministran casi el 90 % de la humedad para la evaporación, mientras que las plantas proporcionan un 10 %. En términos concretos, la etapa se caracteriza por la transformación del agua en vapor que se instala en el aire.

3.-Agua en la atmósfera. En este punto, el agua en forma de vapor está contenida en la atmósfera. En realidad la cantidad de agua es poca. Imagínate, si toda el agua de esta capa de gas cayera como lluvia a la tierra, cubriría el suelo con una profundidad de sólo 2.5 centímetros.

4.- Condensación. El vapor de agua en la atmósfera se transforma en gotas de agua líquida. Este proceso crea las nubes y la niebla y es opuesto a la evaporación.

¿Cómo sucede esto? Bueno, las moléculas de agua se combinan con partículas de polvo, sal y humo y se forman gotas pequeñísimas que crecen y que unidas, desarrollan las nubes. Esto sólo ocurre a grandes alturas en donde el aire es más frío y permite el proceso.

5.-Precipitación. El vapor de agua condensada cae a la superficie de la Tierra en forma de lluvia, nieve, granizo, aguanieve, goteo de niebla y granizo blanco pero la mayor parte del agua de las nubes regresa en forma de lluvia. Esto sucede debido al choque de las partículas de vapor de agua en las nubes; se necesitan millones de gotas de las nubes para producir 1 gota de lluvia.

6.-Agua almacenada en hielo y nieve. El ciclo del agua no es precisamente una sucesión, porque algunos procesos ocurren al mismo tiempo que otros. Así, el agua almacenada en glaciares, campos de hielo y nieve tiene una importante participación en el ciclo.

7.-Agua de deshielo fluye hacia los cuerpos de agua. El agua congelada contribuye al cambio del flujo y caudal de los ríos, crea movimientos y en ocasiones hasta desastres naturales. Sin embargo, es otro componente vital del ciclo del agua.

8.-Escorrentía superficial. Una parte del agua de la lluvia u otra forma de precipitación es absorbida por el suelo. La interacción entre precipitación y escorrentía varía de acuerdo con el tiempo y la geografía y puede ser desviada por los seres humanos según sus necesidades.

ciclo_del_agua

Ciclo del agua

 

9.-Corriente de agua. Es la cantidad de agua que corre en un río, arroyo o riachuelo. Después de que cae la lluvia, la mayor parte del agua corre tierra abajo hacia estos cuerpos de agua.

10.-Agua dulce almacenada. Naturalmente, el agua que corrió hacia los ríos, arroyos y riachuelos permanece en estos “depósitos” naturales en la superficie de terrestre.

El agua dulce contenida es sumamente importante para la supervivencia de los seres vivos, ya que éstos, fisiológicamente, están incapacitados para beber agua salada. Por otra parte, la cantidad de agua de los ríos o lagos siempre está en constante cambio.

11.-Infiltración. Una pequeña parte del agua que se precipita se infiltra en el subsuelo y entre la roca terrestre. Mientras un poco permanece en la capa poco profunda, otra parte se infiltra más profundamente y puede recargar las aguas subterráneas.

12.-Descarga de aguas subterráneas. Una cantidad del agua subterránea puede descargarse hacia corrientes de agua superficiales.

13.-Manantiales. Los manantiales son cuerpos de agua comunes donde el agua subterránea se descarga hacia la superficie.

14.-Transpiración. Después de su descarga y depósito, el agua puede volver a evaporarse por a través de las plantas y entrar de nuevo a la atmósfera.

15.-Agua subterránea almacenada. El agua almacenada en el subsuelo se mueve lentamente. Estos mantos acuíferos son útiles, persisten durante largo tiempo y conforman un depósito que forma parte del ciclo del agua.

Vídeo